En moto bajo la lluvia

Viajar en moto puede ser una experiencia muy agradable para las personas que disfrutan de la adrenalina y la velocidad, sin embargo al igual que en todas las situaciones diarias podemos encontrar ciertas dificultades que de no ser manejadas de forma adecuada pueden generarnos problemas.

Estar rodando tranquilamente y de golpe ser sorprendidos por un fuerte aguacero puede sucedernos en cualquier momento, más que todo en una ciudad como la nuestra donde los cambios de clima se dan en cuestión de segundos de forma totalmente inesperada.

Si estás próximo a salir de casa y notas que afuera el clima parece lluvioso, no olvides tener en cuenta las siguientes recomendaciones para que la experiencia en moto sea lo más grata posible:

  • Vestimenta adecuada: Lo primero es asegurarse de llevar la vestimenta adecuada para el día, traje impermeable y calzado acorde al clima. Conducir incomodos debido al frio puede ser una actividad peligrosa pues perdemos maniobrabilidad fácilmente.
  • Casco adecuado: Existen muchos cascos con especificaciones para este tipo de situaciones, diseñados especialmente para evitar que el visor se empañe por dentro y con características propicias para que el agua resbale más rápido y no se acumule.
  • Frenar adecuadamente: Una moto con sistema de frenos ABS puede ser muy útil en días lluviosos pues cuando el suelo se moja la capacidad de agarre de las ruedas disminuye dramáticamente por lo que frenar resulta mucho más riesgoso y complicado.
  • Precauciones adicionales: Disminuir la velocidad, frenar lenta y gradualmente, hacer movimientos suaves, aumentar la distancia de seguridad con el vehículo de enfrente, mantenerse visible de forma permanente, mantener la postura corporal adecuada, concentrarse totalmente en lo que sucede en la vía, activar la visión periférica y ser muy prudente mientras se conduce son herramientas que pueden marcar la diferencia entre una conducción segura y una irresponsable.